Seleccionar página

¿Vivimos o pasamos nuestra vida resistiendo y luchando?

Hoy hablamos de resistencias.

Resistencia es igual a oposición. Si estuviéramos en una lucha, resistir sería igual a no permitir que nadie nos mueva, que nadie nos quite nuestra posición. Sería defender aquello que consideramos nuestro, ya sean pensamientos o cosas materiales. 

“Resistencia ante el dolor, ante los enemigos, mantenerse firme y no dejar que te venzan”, este es un mantra que usan algunas personas.

Pero ¿qué pasa cuando el enemigo tan temido se llama vida o vivir? ¿Qué ocurre cuando su arma más fuerte te empuja a salir de la zona de confort? ¿Seguirías resistiéndote?

 

¿Y si soltamos la resistencia y vivimos todo lo maravilloso que la vida pueda darnos? Porque incluso en lo malo se aprende. Hay tanta gente aferrada, resistiéndose a cualquier viento fuerte, oportunidad contundente o relación inesperada que pueda aparecer… ¿Por qué? La respuesta es fácil, estamos asustados, asustados a vivir algo que se salga de nuestro círculo. Queremos tener todo bajo control, perfectamente colocado en una zona, en una caja en la que todo es perfecto, y por ello nos resistimos a soltarlo pero ¿cómo sería nuestra vida si simplemente viviéramos?

Cuando pienso en resistencia siempre me acuerdo de “más vale lo malo conocido”. ¿Sabes que te digo? Yo me quedo con “lo bueno por conocer”, porque no veo cómo quedarse con lo malo te puede llevar a la felicidad. ¿Y tú con qué te quedas?

Una solución a la resistencia es la rendición. Sí, eso que tan mal suena y que tan poco nos gusta. Aunque hay que aclarar que la rendición está mal entendida porque ¿cuantas veces no habremos oído aquello de “rendirse es de cobardes”? Yo sinceramente no creo que sea de cobardes y en cualquier caso habría que ver la situación. Si no estamos en alguna situación extrema, entonces rendirse podría hacer referencia a aquella rendición en la que soltamos el control y dejamos que las cosas, seas cuales sean y el miedo que nos produzcan, nos pasen. Sí, que todo aquello que tenga que pasar, pase. ¿Quién sabe? A lo mejor nos gusta y todo. Y si no fuera así, al menos habremos aprendido algo en el proceso que nos ayudará a seguir creciendo.

Vivir puede dar miedo pero es mucho mas reconfortante y te hará mucho más feliz.

Hoy hemos hablado de:

El episodio en el que colaboramos con Marta y Patxi, del podcast ‘Va por nosotras’:  Autoestima y pensamiento positivo.

Vamos hablando.