Seleccionar página

¿Podrías juntar a todos tus amigos en un bar o eres de los que separas en grupos y subgrupos y subgrupos…?

¿Has pedido permiso a tus amigos para añadir a la cena a un tercero? ¿Por qué?

¿Te encantan las cenas de empresa o tienes que huir cuando ves señales de peligro?

Hoy hemos aprendido unas reglas básicas para sobrevivir en cenas navideñas o cenas de empresa:

  1. Bebe agua. Sí, has leído bien, agua. ¿Por qué? Ya lo entenderás al día siguiente.
  2. Si por alguna razón te has dejado llevar y no has hecho caso del punto 1, no uses tu móvil cuando notes que estás con el puntillo. Repetimos, NO USES EL MÓVIL. Prohibido escribir a tu ex en momentos exaltación-del-amor-versus-amistad.
  3. ‘Nada bueno pasa después de las 2 de la mañana’. Mira el reloj de vez en cuando, y como si fueras Cenicienta, ¡huye en taxi antes de esa hora!
  4. Si la cena familiar se pone ‘intensa’, es momento de ir a la cocina a recoger. Te evitarás momentos incómodos y más de uno te agradecerá que eches una manita.

 

 

 

 

¡Vamos hablando!